Saltear al contenido principal

ESTADO DE ALERTA Y ASAMBLEAS POR LUGARES DE TRABAJO

Frente a la profundización de la crisis económica y el deterioro de los salarios, el Cuerpo de Delegadxs y la Junta Ejecutiva de ADIUC resolvieron declarar el estado de Alerta y Movilización y convocar a Asambleas por lugares de trabajo en toda la UNC para organizar acciones en defensa del salario docente y la universidad pública.

Tras ser derrotado en las urnas, el gobierno y la élite económica que representa resolvieron castigar el voto popular con una megadevaluación que agudizó gravemente la crisis. Luego, el presidente pidió disculpas y anunció un puñado de medidas “de alivio” que sin duda serán insignificantes para el bolsillo de la mayoría. Y, lo que es peor, ratificó el rumbo general de las políticas que provocaron la catástrofe económica y social que vive nuestro país.

La Alianza Cambiemos produjo un deterioro salarial y presupuestario inédito en años que compromete la capacidad de las universidades para garantizar el derecho a la educación superior pública, gratuita y de calidad. Hace pocos días, el CIN solicitó formalmente al ejecutivo un refuerzo de $4.000 millones para las universidades nacionales que, tras la devaluación del peso, tienen serias dificultades para cubrir los gastos básicos de funcionamiento.

En un escenario marcado por la incertidumbre económica y política, el Banco Central publicó una proyección inflacionaria de al menos el 55% para 2019. Mientras tanto, a fin de este mes lxs docentes universitarixs habremos percibido un aumento salarial del 16%, de acuerdo a lo establecido en paritarias: 4% en mayo + 4% en julio + 8% en septiembre.

Recordemos que el último acuerdo salarial establece, además, la activación de dos cláusulas “gatillo” de actualización automática por inflación: una en septiembre (a pagar con el sueldo de octubre) y otra en febrero de 2020 (a pagar con el sueldo de marzo) + el blanqueo del 100% de las sumas otorgadas en negro + hasta un 2% por recomposición del nomenclador + 2% por jerarquización docente, en enero de 2020.

En este marco, exigimos la efectiva y correcta aplicación de la cláusula “gatillo” para compensar el atraso salarial frente a la inflación; declaramos el estado de alerta y movilización; y convocamos a realizar asambleas por lugares de trabajo en toda la UNC para compartir información precisa sobre la situación salarial y organizar acciones en defensa del salario y la educación pública.

Volver arriba
Open chat