El HCS recibió ayer a una delegación de ADIUC encabezada por nuestro Sec. Gral, Javier Blanco, quien expresó a la autoridades y consiliarios la preocupación docente por el deterioro salarial y la profundización de las políticas que desfinancian a las Universidades Nacionales.

El rector Hugo Juri reafirmó su aval al reclamo salarial docente y recibió una propuesta de declaración pública formulada por ADIUC que sería aprobada y publicada por el HCS en los próximos días.

Por su parte, la Junta Ejecutiva de ADIUC declaró ayer el estado de alerta y movilización, y la conducción del gremio ratificó su decisión de dar continuidad a la agenda de acciones públicas, asambleas por lugares de trabajo y encuentros con los Consejos Directivos, organizaciones estudiantiles y autoridades de las distintas unidades académicas para compartir información y propiciar un posicionamiento conjunto de toda la comunidad universitaria en defensa del salario docente y el presupuesto universitario.

 

“Estamos frente a un deterioro salarial y presupuestario inédito en muchos años”, expresó ayer Javier Blanco en la sesión del Honorable Consejo Superior de la UNC. La delegación de ADIUC, integrada por María Teresa Bosio (Sec. Adjunta), Leticia Medina (Sec. Gremial) y Facundo García (Sec. de Finanzas) y el propio Blanco, entregó una carta pública al HCS, un informe producido por el instituto de nuestra federación, IEC - CONADU, sobre el desfinanciamiento del sistema universitario, y una propuesta de declaración pública en apoyo a la demanda salarial docente y en defensa del presupuesto.

A su turno, el rector de la UNC y actual presidente del CIN, Hugo Juri reafirmó sus consideraciones acerca de la oferta salarial formulada por el Ejecutivo, a la que se refirió como “absolutamente insuficiente” e insistió en la necesidad de “hacer una oferta razonable para dar una solución urgente a la paritaria”. El HCS manifestó su compromiso para aprobar y hacer pública una declaración en ese sentido a la brevedad.

La Junta Directiva de ADIUC declaró ayer el estado de alerta y movilización y ratificamos una agenda de trabajo que apunta a dar visibilidad a esta situación y sumar a todos los sectores comprometidos en la defensa de la universidad pública. La historia reciente nos ha mostrado a dónde conducen las políticas del ajuste permanente y, también, que una respuesta unificada y decidida de la comunidad universitaria en su conjunto puede poner un freno a estas políticas, en defensa del derecho a la educación superior.

Como informáramos oportunamente, las federaciones docentes declaramos el cese total de actividades a partir del lunes 6 de agosto. El martes 7/8 convocamos a una Asamblea de Afiliadxs y el viernes 10/8 habrá Plenario de Secretarios Generales de CONADU para evaluar el impacto de la medida de fuerza, las respuestas que hayamos obtenido y las próximas acciones a desarrollar.

 SIN SALARIOS DIGNOS Y PRESUPUESTO

NO HAY UNIVERSIDAD PÚBLICA DE CALIDAD